Una pinturita

El Estadio Centenario de Club Atlético Trebolense, no sólo luce espléndido en cuanto al verde césped, sino también en la totalidad de sus infraestructuras. Cabe recordar, que el año pasado, se construyeron los baños, no sólo para la parcialidad local, sino también para los visitantes, siendo una de las pocas canchas de la Liga San Martín, que cuenta con baños óptimos y en condiciones.

Cesar Aresse, es quién está a cargo en el cuidado de la cancha, pero también asumió el compromiso de llevar adelante el embellecimiento del predio en su totalidad. “En el mes de enero se me asignó la tarea del mantenimiento de todo lo que es fútbol y hockey. Junto a Guillermo Cafaratti, trabajamos en el cuidado del césped y luego, yo me encargué de la parte de arreglos y pintura. En su momento “Pipeta”, había comenzado con la recomposición de los vestuarios, los cuales, tanto el local, como el visitante, ya están terminados. Luego, seguimos con todo lo que es el buffet y zona de utilería y ahora, estoy terminando la parte pintura exterior”, cuenta el propio Aresse, quien sinceramente, ha realizado un trabajo extremadamente prolijo y digno de destacar en todas las áreas en las cuales ha intervenido.

Además, Cesar, precisó que: “La idea y mi forma de trabajar, es a conciencia. Es por eso, que primero, se aplica un trabajo de limpieza y arreglo de las superficies y luego, recién se procede a todo lo que es pintura, no haciendo un trabajo parcial, sino que perdure en el tiempo”.

Por último, Aresse, destacó que: “La mayor satisfacción, es el reconocimiento de la gente. Pretendemos que esté todo lo más prolijo y lindo posible y cuando uno viene a la cancha y el hincha de Trebolense, se siente a gusto con el estado del Club, lo primero que hace, es manifestarlo y para quienes trabajamos acá, no hay nada más gratificante que el reconocimiento del socio, porque eso indica que estamos por el camino correcto”, concluyó.