Palabra de gran jugador

Nicolás Lépore ya vive intensamente una nueva temporada de fútbol.

A las órdenes de Martín Lígori, el mediocampista – o central?- señala:  “Tengo que pensar en mejorar lo del año pasado. Terminó siendo con sabor amargo. Queríamos salir campeones. Pero pasaron cosas y a veces no te podés sobreponer. Llegamos hasta donde pudimos”, señaló y se sinceró:  “Los equipos que terminaron arriba estaban mejor que nosotros”.

En el inicio de la temporada, Lépore puso en duda su continuidad con la camiseta del “Cele”. Algunos creyeron que hasta dejaba el fútbol.  “Sabía que iba a seguir. Lo que pasó es que todo fue muy desgastante y no sabía si iba a continuar en el club. En este momento de mi carrera veo otras cosas. Quiero disfrutar de jugar al fútbol y no lo estaba haciendo. Por suerte Martín – Lígori- me habló, generó un cambio y me gusta cómo se trabaja”.

Nicolás tiene una encrucijada en su carrera futbolística. Seguirá siendo el 5 de Trebolense? O decantará en marcador central tras la ida de Julián Piancatelli? “No sé qué pasará. Preguntale al DT”, dice y se ríe. Agrega: “No tengo problemas. Ya jugué en esa posición. Es más fácil que jugar de 5. En Rosario jugué amistosos de 6. Que Lígori me cuente para lo que necesite”.

Finalmente recordó a su compañero de juego de toda una vida: “Me da mucha tristeza que Julián – Piancatelli- deje el fútbol. Estaba bien físicamente pero se cansó. Creo que la gente debe darse cuenta que este año no estará en la cancha uno de los mejores jugadores de la historia de Trebolense. Hay que homenajearlo como se merece”.