Los dueños de la ciudad

Y Trebolense lo hizo otra vez. El “cele” volvió a ganar el clásico y estiró su racha de invicto frente a El Expreso a 21 partidos, sumando su cuarta victoria consecutiva.

El resultado final fue 2 a 1, después de comenzar perdiendo y sin tener el despliegue futbolístico deseado. Asimismo, los históricos guerreros de una y miles batallas, salieron a disputar el complemento sabiendo que revertirían el resultado y así fue.

El empate llegó después de un exquisito tiro libre de Damián Lenta, donde el arquero y luego el travesaño impidieron que la pelota ingresara directamente, sin embargo, en el rebote,  una vez más apareció Franco Casañas para establecer el 1 a 1.

Los dirigidos por Conigliaro jamás se conformaron con la igualdad y de inmediato fueron en búsqueda del triunfo, que minutos después llegaría tras una jugada de Joa Cravero, a quien le convierten infracción, siendo él mismo quien ejecuta el centro y tras una serie de errores de la defensa rival, fue el juvenil Alejandro Suárez – ya había marcado el clásico anterior –  quien logró empujar la pelota al fondo de la red y así sentenciar el 2 a 1 que terminó siendo definitivo.

Trebolense, otra vez lo hizo. En esta oportunidad, dando vuelta un resultado y revirtiendo un marcador que comenzó siendo adverso.

Trebolense otra vez lo hizo, en una tarde donde las cosas no salieron desde lo futbolístico, pero volvió a demostrar su enorme temple para ir en búsqueda del triunfo frente a su clásico rival y logró.

Trebolense otra vez lo hizo: ganó y siegue siendo el dueño de la ciudad.