12 May

El Club A. Trebolense de El Trébol, trabaja en la compra de un Desfibrilador, pensando en la seguridad de su gente, sus deportistas, profesores o hinchas.

El mismo estará presente cada día en el campo de deportes previniendo cualquier acontecimiento coronario

Belén Aguirre, Secretaria de Club A. Trebolense, dialogó con este medio acerca del objetivo de la institución.  “El Departamento de Salud Deportiva nos acercó la inquietud y lo que hace este aparato es emitir una descarga eléctrica que puede salvar una vida. Hace la diferencia entre la vida y la muerte y cualquier persona lo puede usar. Todo nuestro personal está  entrenado en materia de RCP y podrá usarlo”.

El compromiso por parte de la Comisión Directiva está y se adquirirá. “Es importante para nosotros saber que contamos con el apoyo de las Sub Comisiones que nos ayudan con la venta de los pollos. Sin ellos sería imposible”, señaló Aguirre.

Tras la compra, se realizará una charla de capacitación a través del Dr. Alejandro Aguilera.

Una vez adquirido, el desfibrilador estará en un lugar estratégico durante la semana y durante los fines de semana se colocará en los puntos neurálgicos donde se congrega la mayor cantidad de gente.

El costo del artefacto oscila entre los 40 y 50 mil pesos.

La pollada

Día: Domingo 14 de mayo

Costo del pollo: $ 150

Lugar: SUM, por calle Candiotti.

Qué es un desfibrilador?

El desfibrilador externo semiautomático (DESA) es un aparato electrónico portátil que diagnostica y trata la parada cardio respiratoria cuando es debida a la fibrilación ventricular  (en que el corazón tiene actividad eléctrica pero sin efectividad mecánica) o a una taquicardia ventricular sin pulso (en que hay actividad eléctrica y en este caso el bombeo sanguíneo es ineficaz), restableciendo un ritmo cardíaco efectivo eléctrica y mecánicamente. La desfibrilación consiste en emitir un impulso de corriente continua al corazón, despolarizando simultáneamente todas las células miocárdicas, pudiendo retomar su ritmo eléctrico normal u otro eficaz. La fibrilación ventricular es la causa más frecuente de muerte súbita.

El DESA es muy eficaz para la mayor parte de los llamados paros cardíacos, que en su mayor parte son debidos a que el corazón fibrila y su ritmo no es el adecuado, estos equipos básicamente devuelven el ritmo adecuado al corazón, pero es totalmente ineficaz en la parada cardíaca con asistolia pues el corazón, en este caso, además de no bombear la sangre, no tiene actividad eléctrica; y en la actividad eléctrica sin pulso (AESP), antes denominada disociación electromecánica, donde hay actividad eléctrica, que puede ser incluso normal, pero sin eficacia mecánica. En estos dos últimos casos únicamente se debe realizar compresión torácica mientras se establecen otras medidas avanzadas.

Francisco Díaz de Azevedo
Prensa CAT